Juan 17:6

He manifestado tu nombre a los hombres que del mundo me diste; eran tuyos y me los diste, y han guardado tu palabra.

Juan 17:26

Yo les he dado a conocer tu nombre, y lo daré a conocer, para que el amor con que me amaste esté en ellos y yo en ellos.

Juan 17:2

por cuanto le diste autoridad sobre todo ser humano para que dé vida eterna a todos los que tú le has dado.

Juan 6:37

Todo lo que el Padre me da, vendrá a mí; y al que viene a mí, de ningún modo lo echaré fuera.

Éxodo 3:13-15

Entonces dijo Moisés a Dios: He aquí, {si} voy a los hijos de Israel, y les digo: ``El Dios de vuestros padres me ha enviado a vosotros," tal vez me digan: `` ¿Cuál es su nombre?", ¿qué les responderé?

Éxodo 34:5-7

Y el SEÑOR descendió en la nube y estuvo allí con él, mientras éste invocaba el nombre del SEÑOR.

Salmos 22:22

Hablaré de tu nombre a mis hermanos; en medio de la congregación te alabaré.

Juan 17:24

Padre, quiero que los que me has dado, estén también conmigo donde yo estoy, para que vean mi gloria, la {gloria} que me has dado; porque me has amado desde antes de la fundación del mundo.

Éxodo 9:16

`Pero en verdad, por esta razón te he permitido permanecer: para mostrarte mi poder y para proclamar mi nombre por toda la tierra.

Salmos 71:17-19

Oh Dios, tú me has enseñado desde mi juventud, y hasta ahora he anunciado tus maravillas.

Salmos 119:11

En mi corazón he atesorado tu palabra, para no pecar contra ti.

Proverbios 2:1-5

Hijo mío, si recibes mis palabras, y atesoras mis mandamientos dentro de ti,

Proverbios 2:10

porque la sabiduría entrará en tu corazón, y el conocimiento será grato a tu alma;

Proverbios 3:1-4

Hijo mío, no te olvides de mi enseñanza, y tu corazón guarde mis mandamientos,

Proverbios 23:23

Compra la verdad y no {la} vendas, {adquiere} sabiduría, instrucción e inteligencia.

Mateo 11:25-27

En aquel tiempo, hablando Jesús, dijo: Te alabo, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque ocultaste estas cosas a sabios e inteligentes, y las revelaste a los niños.

Lucas 10:21-22

En aquella misma hora El se regocijó mucho en el Espíritu Santo, y dijo: Te alabo, Padre, Señor del cielo y de la tierra, porque ocultaste estas cosas a sabios y a inteligentes, y las revelaste a niños. Sí, Padre, porque así fue de tu agrado.

Juan 1:18

Nadie ha visto jamás a Dios; el unigénito Dios, que está en el seno del Padre, El {le} ha dado a conocer.

Juan 6:39

Y esta es la voluntad del que me envió: que de todo lo que El me ha dado yo no pierda nada, sino que lo resucite en el día final.

Juan 8:31-32

Entonces Jesús decía a los judíos que habían creído en El: Si vosotros permanecéis en mi palabra, verdaderamente sois mis discípulos;

Juan 10:27-29

Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco y me siguen;

Juan 12:28

Padre, glorifica tu nombre. Entonces vino una voz del cielo: Y {le} he glorificado, y de nuevo {le} glorificaré.

Juan 14:21-24

El que tiene mis mandamientos y los guarda, ése es el que me ama; y el que me ama será amado por mi Padre; y yo lo amaré y me manifestaré a él.

Juan 15:3

Vosotros ya estáis limpios por la palabra que os he hablado.

Juan 15:7

Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid lo que queráis y os será hecho.

Juan 15:19

Si fuerais del mundo, el mundo amaría lo suyo; pero como no sois del mundo, sino que yo os escogí de entre el mundo, por eso el mundo os odia.

Juan 17:9-11

Yo ruego por ellos; no ruego por el mundo, sino por los que me has dado; porque son tuyos;

Juan 17:14

Yo les he dado tu palabra y el mundo los ha odiado, porque no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo.

Juan 17:16

Ellos no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo.

Juan 18:9

para que se cumpliera la palabra que había dicho: De los que me diste, no perdí ninguno.

Hechos 13:48

Oyendo esto los gentiles, se regocijaban y glorificaban la palabra del Señor; y creyeron cuantos estaban ordenados a vida eterna.

Romanos 8:28-30

Y sabemos que para los que aman a Dios, todas las cosas cooperan para bien, {esto es,} para los que son llamados conforme a {su} propósito.

Romanos 11:2

Dios no ha desechado a su pueblo, al cual conoció con anterioridad. ¿O no sabéis lo que dice la Escritura en {el pasaje sobre} Elías, cómo suplica a Dios contra Israel:

2 Corintios 4:6

Pues Dios, que dijo que de las tinieblas resplandeciera la luz, es el que ha resplandecido en nuestros corazones, para iluminación del conocimiento de la gloria de Dios en la faz de Cristo.

Efesios 1:4-11

según nos escogió en El antes de la fundación del mundo, para que fuéramos santos y sin mancha delante de El. En amor

Colosenses 3:16

Que la palabra de Cristo habite en abundancia en vosotros, con toda sabiduría enseñándoos y amonestándoos unos a otros con salmos, himnos {y} canciones espirituales, cantando a Dios con acción de gracias en vuestros corazones.

2 Tesalonicenses 2:13-14

Pero nosotros siempre tenemos que dar gracias a Dios por vosotros, hermanos amados por el Señor, porque Dios os ha escogido desde el principio para salvación mediante la santificación por el Espíritu y la fe en la verdad.

2 Timoteo 1:13

Retén la norma de las sanas palabras que has oído de mí, en la fe y el amor en Cristo Jesús.

Hebreos 2:12

diciendo: ANUNCIARE TU NOMBRE A MIS HERMANOS, EN MEDIO DE LA CONGREGACION TE CANTARE HIMNOS.

Hebreos 3:6

pero Cristo {fue fiel} como Hijo sobre la casa de Dios, cuya casa somos nosotros, si retenemos firme hasta el fin nuestra confianza y la gloria de nuestra esperanza.

1 Pedro 1:1

Pedro, apóstol de Jesucristo: A los expatriados, de la dispersión en el Ponto, Galacia, Capadocia, Asia y Bitinia, elegidos

1 Juan 5:20

Y sabemos que el Hijo de Dios ha venido y nos ha dado entendimiento a fin de que conozcamos al que es verdadero; y nosotros estamos en aquel que es verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios y la vida eterna.

Apocalipsis 2:13

`Yo sé dónde moras: donde está el trono de Satanás. Guardas fielmente mi nombre y no has negado mi fe, aun en los días de Antipas, mi testigo, mi {siervo} fiel, que fue muerto entre vosotros, donde mora Satanás.

Apocalipsis 3:8

`Yo conozco tus obras. Mira, he puesto delante de ti una puerta abierta que nadie puede cerrar, porque tienes un poco de poder, has guardado mi palabra y no has negado mi nombre.

Treasury of Scripture Knowledge did not add