La vida humana

Versículos Más Relevantes

Hechos 17:25

ni es servido por manos humanas, como si necesitara de algo, puesto que El da a todos vida y aliento y todas las cosas;

Más versículos sobre La vida humana

Daniel 5:23

sino que te has ensalzado contra el Señor del cielo; y han traído delante de ti los vasos de su templo, y tú y tus nobles, tus mujeres y tus concubinas, habéis estado bebiendo vino en ellos y habéis alabado a los dioses de plata y oro, de bronce, hierro, madera y piedra, que ni ven, ni oyen, ni entienden; pero al Dios que tiene en su mano tu propio aliento y es dueño de todos tus caminos, no has glorificado;

Santiago 4:14-15

Más bien, {debierais} decir: Si el Señor quiere, viviremos y haremos esto o aquello.

Salmos 39:4-6

SEÑOR, hazme saber mi fin, y cuál es la medida de mis días, para que yo sepa cuán efímero soy. He aquí, tú has hecho mis días muy breves, y mi existencia es como nada delante de ti; ciertamente todo hombre, aun en la plenitud de su vigor, es sólo un soplo. (Selah) Sí, como una sombra anda el hombre; ciertamente en vano se afana; acumula {riquezas,} y no sabe quién las recogerá.

Santiago 4:13-14

Oíd ahora, los que decís: Hoy o mañana iremos a tal o cual ciudad y pasaremos allá un año, haremos negocio y tendremos ganancia.

Mateo 10:31

Así que no temáis; vosotros valéis más que muchos pajarillos.

Génesis 1:26-27

Y dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y ejerza dominio sobre los peces del mar, sobre las aves del cielo, sobre los ganados, sobre toda la tierra, y sobre todo reptil que se arrastra sobre la tierra. Creó, pues, Dios al hombre a imagen suya, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó.

Génesis 9:5-6

Y ciertamente pediré cuenta de la sangre de vuestras vidas; de todo animal la demandaré. Y de {todo} hombre, del hermano de todo hombre demandaré la vida del hombre. El que derrame sangre de hombre, por el hombre su sangre será derramada, porque a imagen de Dios hizo El al hombre.

Salmos 49:7-9

Nadie puede en manera alguna redimir a {su} hermano, ni dar a Dios rescate por él, porque la redención de su alma es muy costosa, y debe abandonar {el intento} para siempre, para que viva eternamente, para que no vea corrupción.

Salmos 139:14

Te alabaré, porque asombrosa {y} maravillosamente he sido hecho; maravillosas son tus obras, y mi alma lo sabe muy bien.

Deuteronomio 30:16

pues te ordeno hoy amar al SEÑOR tu Dios, andar en sus caminos y guardar sus mandamientos, sus estatutos y sus decretos, para que vivas y te multipliques, a fin de que el SEÑOR tu Dios te bendiga en la tierra que vas a entrar para poseerla.

Salmos 23:6

Ciertamente el bien y la misericordia me seguirán todos los días de mi vida, y en la casa del SEÑOR moraré por largos días.

Salmos 71:5-6

porque tú eres mi esperanza; oh Señor DIOS, {tú eres} mi confianza desde mi juventud. De ti he recibido apoyo desde {mi} nacimiento; tú eres el que me sacó del seno de mi madre; para ti es continuamente mi alabanza.

Jeremías 10:23

Yo sé, oh SEÑOR, que no depende del hombre su camino, ni de quien anda el dirigir sus pasos.

Mateo 10:39

El que ha hallado su vida, la perderá; y el que ha perdido su vida por mi causa, la hallará.

Salmos 103:15-16

El hombre, como la hierba son sus días; como la flor del campo, así florece; cuando el viento pasa sobre ella, deja de ser, y su lugar ya no la reconoce.

Isaías 38:12

Como tienda de pastor, mi morada es arrancada y alejada de mí; como tejedor enrollé mi vida. Del telar, El me cortó; del día a la noche acabas conmigo.

2 Pedro 1:13-14

Y considero justo, mientras esté en este cuerpo, estimularos recordándoos estas cosas, sabiendo que mi separación del cuerpo {terrenal} es inminente, tal como me lo ha declarado nuestro Señor Jesucristo.

1 Crónicas 29:15

Porque somos forasteros y peregrinos delante de ti, como lo fueron todos nuestros padres; como una sombra son nuestros días sobre la tierra, y no hay esperanza.

Job 14:1

El hombre, nacido de mujer, corto de días y lleno de turbaciones,

Job 7:6-7

Mis días pasan más veloces que la lanzadera, y llegan a su fin sin esperanza. Recuerda, {oh Dios,} que mi vida es un soplo, mis ojos no volverán a ver el bien.

Job 8:9

Porque nosotros somos de ayer y nada sabemos, pues nuestros días sobre la tierra son como una sombra.

Job 9:25

Mis días son más ligeros que un corredor; huyen, no ven el bien.

Job 14:2

como una flor brota y se marchita, y como una sombra huye y no permanece.

Salmos 89:47

Recuerda cuán breve es mi vida; ¿con qué propósito vano has creado a todos los hijos de los hombres!

Salmos 144:4

El hombre es semejante a un soplo; sus días son como una sombra que pasa.

Isaías 40:6-8

Una voz dijo: Clama. Entonces él respondió: ¿Qué he de clamar? Toda carne es hierba, y todo su esplendor es como flor del campo. Sécase la hierba, marchítase la flor cuando el aliento del SEÑOR sopla sobre ella; en verdad el pueblo es hierba. Sécase la hierba, marchítase la flor, mas la palabra del Dios nuestro permanece para siempre.

Génesis 5:3-32

Cuando Adán había vivido ciento treinta años, engendró {un hijo} a su semejanza, conforme a su imagen, y le puso por nombre Set. Y los días de Adán después de haber engendrado a Set fueron ochocientos años, y engendró hijos e hijas. El total de los días que Adán vivió fue de novecientos treinta años, y murió.Leer más.
Y Set vivió ciento cinco años, y engendró a Enós. Y vivió Set ochocientos siete años después de haber engendrado a Enós, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Set fue de novecientos doce años, y murió. Y Enós vivió noventa años, y engendró a Cainán. Y vivió Enós ochocientos quince años después de haber engendrado a Cainán, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Enós fue de novecientos cinco años, y murió. Y Cainán vivió setenta años, y engendró a Mahalaleel. Y vivió Cainán ochocientos cuarenta años después de haber engendrado a Mahalaleel, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Cainán fue de novecientos diez años, y murió. Y Mahalaleel vivió sesenta y cinco años, y engendró a Jared. Y vivió Mahalaleel ochocientos treinta años después de haber engendrado a Jared, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Mahalaleel fue de ochocientos noventa y cinco años, y murió. Y Jared vivió ciento sesenta y dos años, y engendró a Enoc. Y vivió Jared ochocientos años después de haber engendrado a Enoc, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Jared fue de novecientos sesenta y dos años, y murió. Y Enoc vivió sesenta y cinco años, y engendró a Matusalén. Y Enoc anduvo con Dios trescientos años después de haber engendrado a Matusalén, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Enoc fue de trescientos sesenta y cinco años. Y Enoc anduvo con Dios, y desapareció porque Dios se lo llevó. Y Matusalén vivió ciento ochenta y siete años, y engendró a Lamec. Y vivió Matusalén setecientos ochenta y dos años después de haber engendrado a Lamec, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Matusalén fue de novecientos sesenta y nueve años, y murió. Y Lamec vivió ciento ochenta y dos años, y engendró un hijo. Y le puso por nombre Noé, diciendo: Este nos dará descanso de nuestra labor y del trabajo de nuestras manos, por {causa} de la tierra que el SEÑOR ha maldecido. Y vivió Lamec quinientos noventa y cinco años después de haber engendrado a Noé, y engendró hijos e hijas. El total de los días de Lamec fue de setecientos setenta y siete años, y murió. Y Noé tenía quinientos años, y engendró a Sem, a Cam y a Jafet.

Génesis 11:10-32

Estas son las generaciones de Sem: Sem {tenía} cien años, y engendró a Arfaxad dos años después del diluvio. Y vivió Sem quinientos años después de haber engendrado a Arfaxad, y engendró hijos e hijas. Arfaxad vivió treinta y cinco años, y engendró a Sala.Leer más.
Y vivió Arfaxad cuatrocientos tres años después de haber engendrado a Sala, y engendró hijos e hijas. Sala vivió treinta años, y engendró a Heber. Y vivió Sala cuatrocientos tres años después de haber engendrado a Heber, y engendró hijos e hijas. Heber vivió treinta y cuatro años, y engendró a Peleg. Y vivió Heber cuatrocientos treinta años después de haber engendrado a Peleg, y engendró hijos e hijas. Peleg vivió treinta años, y engendró a Reu. Y vivió Peleg doscientos nueve años después de haber engendrado a Reu, y tuvo hijos e hijas. Reu vivió treinta y dos años, y engendró a Serug. Y vivió Reu doscientos siete años después de haber engendrado a Serug, y engendró hijos e hijas. Serug vivió treinta años, y engendró a Nacor. Y vivió Serug doscientos años después de haber engendrado a Nacor, y engendró hijos e hijas. Nacor vivió veintinueve años, y engendró a Taré. Y vivió Nacor ciento diecinueve años después de haber engendrado a Taré, y engendró hijos e hijas. Taré vivió setenta años, y engendró a Abram, a Nacor y a Harán. Estas son las generaciones de Taré: Taré engendró a Abram, a Nacor y a Harán; y Harán engendró a Lot. Y murió Harán en presencia de su padre Taré en la tierra de su nacimiento, en Ur de los caldeos. Y Abram y Nacor tomaron para sí mujeres. El nombre de la mujer de Abram {era} Sarai, y el nombre de la mujer de Nacor, Milca, hija de Harán, padre de Milca y de Isca. Y Sarai era estéril; no tenía hijo. Y Taré tomó a Abram su hijo, a su nieto Lot, hijo de Harán, y a Sarai su nuera, mujer de su hijo Abram; y salieron juntos de Ur de los caldeos, en dirección a la tierra de Canaán; y llegaron hasta Harán, y se establecieron allí. Los días de Taré fueron doscientos cinco años; y murió Taré en Harán.

Éxodo 23:25-26

Mas serviréis al SEÑOR vuestro Dios, y El bendecirá tu pan y tu agua; y yo quitaré las enfermedades de en medio de ti. No habrá en tu tierra ninguna {mujer} que aborte ni {que sea} estéril; haré que se cumpla el número de tus días.

1 Reyes 3:14

Y si andas en mis caminos, guardando mis estatutos y mis mandamientos como tu padre David anduvo, entonces prolongaré tus días.

Proverbios 3:2

porque largura de días y años de vida y paz te añadirán.

Proverbios 9:11

Pues por mí se multiplicarán tus días, y años de vida te serán añadidos.

Salmos 34:12-13

¿Quién es el hombre que desea vida y quiere {muchos} días para ver el bien? Guarda tu lengua del mal, y tus labios de hablar engaño.

Job 8:21

Aún ha de llenar de risa tu boca, y tus labios de gritos de júbilo.

Job 7:16

Languidezco; no he de vivir para siempre. Déjame solo, pues mis días son un soplo.

Las citas Bíblicas son tomadas de La Biblia de las Américas © 1986, 1995, 1997 by The Lockman Foundation, La Habra, Calif, http://www.lockman.org. Usadas con permiso